jueves, 14 de mayo de 2015

Día europeo de la Red Natura 2000 en el #Moncayo, ¿te unes?



Tanto el parque natural del Moncayo aragonés como el Moncayo soriano se encuentran incluidos dentro de las figuras de protección de Red Natura 2000 denominadas LIC (Lugar de Importancia Comunitaria) y ZEPA (Zona de Especial Protección para las Aves), en este caso, nombradas ambas como LIC y ZEPA Sierra del Moncayo.

La importancia paisajística del Moncayo es indiscutible, es una sierra singular donde se combinan múltiples hábitats en diferentes pisos bioclimáticos, amparados por la Red Natura 2000. Casi una tercera parte del territorio español, en cerca de 2.000 espacios naturales, forma parte de la Red Natura2000, una gran red europea destinada a garantizar la supervivencia de las especies y hábitats, aplicando una Política Común en materia de Medio Ambiente. Esto supone que 8 de cada 10 españoles vivimos cerca de uno de estos espacios protegidos, pero muy pocos sabemos que son y cómo podemos ayudar a su conservación o disfrutar de sus beneficios.

La Red Natura 2000, no sólo protege espacios naturales, sino también hábitats seminaturales transformados por el hombre y sus actividades (agrícolas, ganaderas, etc.),  por lo que favorece el mantenimiento de éstas y la conservación de los paisajes tradicionales. No hemos de olvidar que el hombre también es un ser vivo que necesita de un hábitat en el que "sobrevivir", aunque en demasiadas ocasiones deba protegerse de sí mismo...

Pero... ¿Qué limitaciones puede suponer "sobrevivir" en LIC o ZEPA?

Se trata de mantener la biodiversidad con un desarrollo sostenible, compatibilizando las actividades humanas con la conservación de la especies. No es crear una zona prohibida para el hombre, ya que incluso en muchas ocasiones, la protección de la biodiversidad requiere el mantenimiento e incluso el fomento de las actividades humanas, como ocurre por ejemplo con especies vegetales de pastos y praderas, que son hábitats de interés pero cuya existencia depende de un uso ganadero tradicional. Las praderas de Horcajuelo, dentro del Parque Natural del Moncayo, serían un ejemplo de esto, porque existen en ellas especies endémicas que desaparecerán junto al al pastoreo.

No te voy a negar que esto supone un mayor control sobre las actividades humanas que pretendan llevarse a cabo, pero sólo buscando que sean compatibles con los valores ambientales a proteger. Sí, ya sé que esto no es fácil, buscar el punto medio nunca lo es, pero la conservación de la biodiversidad también puede reportar beneficios tanto en calidad de vida, disfrute de la naturaleza como en la generación de nuevos recursos económicos relacionados con el turismo o la elaboración de productos naturales de calidad, artesanos o ecológicos. La puesta en valor del territorio también atrae a personas que buscan, sino vivir en los pueblos, al menos tener una segunda residencia cerca de áreas naturales bien conservadas.

Por ello, sigo proponiéndote que muevas tus alas y hagas un pequeño gesto subiendo a las redes una fotografía de tus manos abiertas formando una mariposa en el tremendo paisaje moncaíno que ya muchos disfrutamos. Para que el mundo lo vea utiliza el hashtag #natura2000day y ya que te pones #Moncayo o #encantodelmoncayo para que yo pueda compartirlo en mis mundos virtuales encantados.

Ya sé, ya sé... ya era hora de que apareciera por aquí. Volveré.
 .








Entradas relacionadas:


No hay comentarios:

Publicar un comentario