lunes, 4 de julio de 2011

Retrocediendo en el tiempo

Con la magia del Moncayo y la colaboración de la encantadora gente de Lituénigo, el pasado 2 de Julio pudimos retroceder en el tiempo y observar y aprender cómo vivían antiguamente nuestros antepasados. Una feria de oficios perdidos increíblemente fantástica con unas recreaciones fabulosas. Aunque lo verdaderamente bonito fue disfrutar de la cordialidad de los participantes.
Quiero dejar una pequeña muestra, muy muy pequeña, para que el próximo año acabéis vosotros mismos de disfrutar de esta feria:


obteniendo la resina...




el esquilador...




la encajera de bolillos...




trabajando el mimbre...




las colmenas...




la cestería...




elaborando jabón natural...


No hay comentarios:

Publicar un comentario