lunes, 7 de febrero de 2011

Cueva de Maderuela

Cueva de Maderuela

En un lugar del Moncayo, de cuyo nombre no sé si debo acordarme, existía una cueva que sólo unos pocos afortunados podían conocer, ya que unicamente aquellos que luchaban por sus sueños conseguían encontrarla. No hay señales y no aparece en los mapas turísticos, se menciona en algún que otro libro pero nadie cuenta como llegar. No sé, quizás deba seguir siendo así, ¿o no?


Encinar de Maderuela

Bueno, vale, voy a contaros como llegar pero tenéis que prometerme que vais a cuidar mucho este sitio. Vamos allá..., sed buenos. Enfrente del Monasterio de Veruela, en Vera de Moncayo, tomaremos la carretera que lleva a Agramonte y atención porque el acceso a las cueva se encuentra en el kilómetro 2,8 desde nuestro punto de partida. A la derecha, justo antes de una curva pronunciada hay una pista de tierra, escondida tras una vieja encina inclinada. Es preferible que dejéis el coche al comienzo de esta pista, procurando no molestar ya que es el acceso a una finca privada. Si os encontráis con los propietarios, pedidles permiso para visitar la cueva; si no estuvieran, respetad las cadenas que prohiben el paso. No es necesario saltarlas, la cueva está a unos metros bordeándolas.

Primera entrada.
La boca más ancha es paradojicamente la más complicada ya que se estrecha en su interior, así que es preferible entrar por la más pequeña situada unos metros más allá. La cueva es bastante grande  y es necesario llevar linternas.


Segunda entrada.

Yo únicamente me he asomado a la cueva, aunque mis compañeros han entrado y dicen que es enorme. Aún así, vale la pena subir hasta este lugar ya que se pueden contemplar unas magnificas vistas del valle de Maderuela y su frondoso encinar con el Moncayo al fondo. No podemos terminar sin dar las gracias a Mariluz, nuestra nueva amiga y encantadora colaboradora, y a Juan por guiarnos hasta este otro rincón escondido de nuestro Moncayo.


Ventana de la cueva.

6 comentarios:

  1. De nada Rocío!! ya sabes que ha sido todo un placer y que hemos disfrutado como los que más!! ¿a quién no le gusta de vez en cuando volver a sitios donde ha estado hace mucho tiempo y le dejaron profunda huella? Esta cueva de Maderuela hace honor al misterio del Moncayo porque sí, tienen un cierto halo de misterio ¿verdad?, por lo poco (o nada) señalizadas, por la finca donde se encuentran escondidas, por el entorno y el bosque espléndido que se ve desde su boca...
    Me gustaría añadir a tu post que se pueden visitar con niños y que a estos seguro que les encantará sentirse exploradores por un día.

    Nos vemos pronto!

    ResponderEliminar
  2. Pili- pjimevaz@unizar.es7 de abril de 2011, 15:32

    No esta indicado porque es una finca particular.
    Aún así son muy conocidas en Vera y también bastante visitadas porque no impedimos el acceso. Pero tampoco estamos interesados en que aumente mucho la afluencia, 1º porque queremos conservarlas dado que guardan mucha historia y no querriamos vernos forzados a cerrarlas. Si las visitais, lo mencionado en la página,respetar el lugar. Y si quieres saber de su historia real contacta personalmente conmigo, solemos estar casi todos los fines de semana.

    ResponderEliminar
  3. Si se incrementara mucho la afluencia debido a la entrada del blog, por favor, avísame. Nos encantaría saber su historia, quizás te visitemos algún fin de semana.
    Muchas gracias.

    ResponderEliminar