lunes, 29 de octubre de 2012

De la viña al barril.


Encontramos en cada botella , horas y horas de: tierra, lluvia, sol, trabajo, conocimiento y pasión.
Bodegas Guelvenzu                

Aunque fieles a nuestra garnacha del Campo de Borja no dudamos en probar otros vinos moncaínos. En esta ocasión visitamos las bodegas Guelvenzu durante la Feria del Vino celebrada en Vierlas el pasado sábado. Unas 70 personas recorrimos su bodega aragonesa, situada en el pago de la Lombana, rodeada de las viñas que miman para elaborar sus vinos. Las instalaciones se encuentran en el interior de un edificio muy hermoso y moderno, inspirado en el mudejar de la zona.

La visita fue muy interesante y muy bien llevada por el enólogo de esta bodega de la ribera del Queiles. Son siete los vinos que elaboran (sólo de uvas tintas), de los que todos menos el joven pasan por barrica de roble americano o francés. La cata fue para repetir pero en un grupo más reducido y mucho más atenta de lo que estuve, me despisto facilmente porque quiero estar en todo... Me quedo con el sabor del último vino, LAUTUS, con el que espero pronto volver a brindar, ¡chin-chin!


El enólogo nos explica el proceso de producción.

Depósitos de madera.

Preparadas para etiquetar.

Rico, rico.

Los viñedos rodean la bodega.


No hay comentarios:

Publicar un comentario